Cómo aliñamos nuestros asados

Existen varios secretos para realizar un buen asado, muchos de ellos transmitidos de boca en boca en las reuniones realizadas en torno a la parrilla. Pero a la hora de enfrentarnos a ese trozo de carne o pollo para asar siempre nos preguntamos cómo aliñarlas o cuál es la mejor manera para que queden más sabrosas.

Para que conozcan los secretos de un asado a la parrilla bien adobado, les dejamos los siguientes tips al momento de aliñar las carnes y que ustedes mismos puedan escoger los mejores ingredientes y así darle un toque personal a sus asados.

Preparar la Parrilla:

Cuando nos ponemos manos a la obra lo ideal es, una vez encendido el fuego y cuando las rejillas alcancen calor, pasar la mitad de una cebolla cortada sobre las brazas. De esta manera no solo limpiamos los residuos que pueda contener la parrilla, sino también adicionamos un sabor extra a nuestras carnes, y si no tienes cebolla también lograrás un efecto similar al pasar la mitad de un limón. Si quieres probar algo más extravagante, te recomendamos agregar hojas de laurel, albahaca, romero o tomillo a la leña o a las brasas, con ello le daremos un toque aromático muy particular.

Aliños Básicos:

Los clásicos e infaltables, sal y pimienta. Algunos recomiendan asar las carnes y pollos sólo con sal, puesto que el resto de los aliños le quitan sabor. Otros recomiendan que para  “humectar” la carne, mientras está en su proceso de cocción, se puede untar con  cerveza o jugo de naranjas con limón y orégano, para que ésta no se reseque y no pierda humedad.

Aliños para Pollo o Pavo:

Algunas personas encuentran que tanto los pollos como los pavos siempre tienen que ser adobados antes de ser cocinados.

- Dentro de los aliños típicos están: la pimienta blanca molida, orégano, curry, limón y varias hierbas o especies. Por ejemplo, mezclar ajíes machacados con romero y ajo finamente picados, especias varias y aceite de oliva es una buena forma de adobar estas carnes blancas.

- Otro ejemplo es mezclar ajo machacado, hierbas aromáticas frescas y picadas finamente, extracto de tomate y aceite de oliva para una preparación más sofisticada.

- El pollo y pavo también se suelen mezclar con jugos cítricos como el de naranja o limón, si le añadimos un poco de mantequilla derretida, una pizca de pimienta blanca y perejil picado es una buena forma de adobarla.

- Lo más tradicional en aliño para carnes blancas es jugo de limón, sal, pimienta blanca molida, orégano.

- Si quieres que tu pollo o pavo queden increíbles, puedes desprender la piel en alguna parte y colocar el condimento deseado entre ésta y la carne.

Aliños para Carnes:

Dentro de los mejores secretos para aliñar las carnes están: un toque de ajo, cilantro picado, ciboulette picado, orégano, albahaca, estragón, perejil, salvia, mostaza, romero, hierbabuena, pimienta negra molida, comino, salsa inglesa. La idea de estos condimentos o hierbas es que podamos mezclarlas según la preparación o nuestros gustos. Lo típico es adobar la carne previamente con sal y si te gusta puedes agregarle pimienta y ajo.

- Puedes preparar una mezcla de aceite de oliva, un toque de romero u otra hierba similar y la aplicas con una brochita cuando ya esté la carne en el fuego. Otra mezcla, eso sí un poco más elaborada es ponerle mostaza mezclada con crema y repites el proceso con la brochita.

- Si te gustan los picantes, el merkén, es una excelente opción, ya que es producto chileno aromático de sabor ahumado y es un aliño que va muy bien con las carnes de cerdo, puedes mezclarlo con un poco de orégano, ajo picado finamente y limón, así nos quedará una carnes bien sazonada.

- Si tu opción es aliñar sin mucho esfuerzo pero bien condimentado, puedes comprar lo que se conoce como aliño completo y la salsa inglesa, ambos pueden dejar tu carne con gusto ahumado y sazonado.

- Por último, el comino que es un aliño de mucho sabor se usa para aliñar carnes sin necesidad de hacer muchas mezclas de hierbas o aliños, la recomendación es que al momento de usarlo sólo agregues una pizca con el fin de darle sabor.

Macerar:

Otra de las técnicas de cocina utilizadas para preparar carnes, es cuando dejamos remojando los alimentos en algún líquido aromático por un tiempo determinado, una noche o un día, eso es conocido como Macerar, acá te entregamos algunas ideas para cuando desees realizar este proceso:

- Algunos amantes del asado aconsejan que es bueno dejar un día antes en vinagre de vino con algunos aliños típicos como sal y pimienta las carnes, sobre todo las rojas.

- Otra técnica es preparar una mezcla de cerveza, sal, pimienta y un toque de jugo de limón.

- También es bueno agregar orégano independiente si es carne de res o carne de pollo, algunas hierbas o aliños interesantes son el estragón, romero, mostaza, entre otros.  Por otro lado, la cebolla siempre da un toque interesante a las preparaciones.

- El curry es un aliño que va muy bien con los pollos o pavos, mezcla un poquito de curry con cilantro y yogurt natural y quedan con una crema que le da sabor y textura, ideal para ponerlos a la parrilla.

- Uno de los secretos más simples, para las carnes blancas, como pavos o pollos es macerarlos en leche, la noche anterior a su cocción.

Obviamente, los aliños, son a gusto del cocinero ;)

Te contamos gran parte de los aliños o maridados para preparar de manera increíble tu asado, sabemos que hay algunos harto exóticos así que si eres más tradicional para los sabores, guíate por lo que ya conoces y si quieres experimentar en la cocina,  lánzate con toda la creatividad del mundo!!!

Si  ya eres un experto, cuéntanos la receta de aliño para asados con la que te haz hecho famoso como Chef!

Comentarios

Comentarios